Todos los textos de este Blog se encuentran registrados en el Registro de la Propiedad Intelectual. Reservados todos los derechos.

viernes, 22 de noviembre de 2013

Grandes momentos

Aunque ya lo he hecho por otros medios quiero dejar constancia por estas aguas también de los momentos ya memorables que viví hace hoy una semana.
Mis dedos y los de todas las personas que quiero se unieron ese quince de noviembre para seguir creando todo un mar de intenciones y de palabras. Hubo guiños cómplices, rostros que llevo tatuados en mi piel, la misma que hace solo unos meses decidió dar un paso hacia el mundo de fuera, sonrisas de la infancia, cariños entrañables de adolescencia, un atardecer que llegó en forma de fuego de la estación de tren, como no, mensajes de amor y suerte que llegaban de lejos en una botella y que además, mientras recitaba una Erato nerviosa, rodaban por mis pies tarareando alguna canción antigua con notas al piano y algún que otro acorde de guitarra.
Gracias de nuevo. A todas las personas que llegasteis hasta aquí un día, le disteis calor a este río, de las que tanto aprendo. Con vuestra presencia y palabras configurasteis más de una página de este poemario.
Un abrazo largo a todos.
Dejo unos momentos de ese día para compartir con vosotros.


                                                         Abrazo estelar con la autora de la
                                                         maravillosa libélula que da paso a
                                                        "Lunes con muecas de mujer".
                                                         Una gran Mujer.

                                                            Con Daniel Rodríguez Moya y
                                                             Javier Bozalongo

7 comentarios:

  1. Gracias a ti por compartirlo y por dejar que me asome a tus aguas.

    ResponderEliminar
  2. Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

    ResponderEliminar
  3. Y que las libélulas sigan su curso muchos, muchos días más, sean estos lunes, martes, miércoles, jueves o viernes. Los fines de semana reposará sobre un junco, a la luz reflejada del arroyo tranquilo :)
    Felicidades, escritora!

    ResponderEliminar
  4. Anónimo, un beso desde el frío Diciembre para ti. Las sonrisas serán pronto tuyas, no de los otros.
    beti

    ResponderEliminar
  5. Rafael, gracias por tus palabras y permitirme que visualice esos juncos que tanta calma me transmiten. Un beso

    ResponderEliminar

Deja tus palabras y unas olas